Metro de Ámsterdam: mapa, horarios e información útil

El metro de Ámsterdam consta de 5 líneas y es un medio de transporte sencillo y cómodo. Aquí tienes una guía completa del metro de Ámsterdam.
Buscar Hoteles y Apartamentos
Buscar

El centro de Ámsterdam es fácil de recorrer a pie, pero a veces puedes necesitar el metro, sobre todo para llegar a las zonas más periféricas de la ciudad.

De hecho, el metro de Ámsterdam no es una de las mejores formas de desplazarse por el centro, ya que es mejor utilizar la bicicleta o las líneas de autobús o tranvía para llegar a los principales lugares de interés de la zona.

El metro de la ciudad consta de un total de 5 líneas y no sólo circula por Ámsterdam, sino también por los municipios vecinos de Diemen, Amstelveen y Ouder-Amstel.

Plano del metro de Ámsterdam

En la entrada de cada estación de metro encontrarás el plano del metro con toda la información pegada en las paredes. Si todavía te gusta tener mapas en papel, puedes pedir una copia del mapa en las taquillas, oficinas de información, oficinas de turismo o incluso en tu hotel.

Si quieres emprender tu viaje con el mapa ya a tu disposición, aquí encontrarás el plano del metro de Ámsterdam, muy práctico para organizar tu estancia. Puedes descargar una versión detallada en PDF que incluye todas las líneas de ferrocarril. Las cinco líneas están identificadas con colores y números diferentes: en cada línea se indican las paradas, mientras que los círculos blancos muestran las estaciones de cambio.

También puedes descargarte la aplicación gratuita GVB (Gemeentelijk Vervoers Bedrijf) para iOS y Android, donde encontrarás el mapa y toda la información para viajar en tranvía, autobús, autobús nocturno, metro y ferry no sólo por Ámsterdam, sino también por el resto de Holanda.

Mapa del metro de Ámsterdam Mapa de todos los transportes

Líneas de metro

El metro de Ámsterdam consta actualmente de cinco líneas con un total de 59 paradas. Comparado con el metro de París, Lisboa o Londres, el de Ámsterdam es relativamente nuevo, ya que la primera línea se inauguró en 1977. El plan de construcción inicial preveía una red de metro con cuatro líneas que sustituirían parte de las líneas de tranvía existentes.

El metro está gestionado por la empresa GVB, que también coordina el tráfico de tranvías, autobuses urbanos y barcos. Las líneas tienen distintos colores y se denominan con números. A diferencia de otras ciudades, en Ámsterdam la numeración de las líneas empieza por 50, por lo que actualmente funcionan las líneas 50 a 54.

Tres de las cinco líneas (51-53-54) tienen su término en la estación Amsterdam Centraal, mientras que la línea 52 (también conocida como Noord – Zuidlijn) va desde la estación Zuid hacia el norte, pasando por la estación central y luego hasta la estación Noord. La línea 50, en cambio, es la única que no pasa por la estación Central, sino que conecta el norte con el sur de la ciudad

Éstas son las cinco líneas

Tarifas y abonos

No existe un billete sencillo de precio fijo para utilizar el metro, pero el coste depende de la longitud del trayecto que quieras hacer. Como alternativa, existen billetes de un día, la tarjeta electrónica recargable (OV-chipkaart) y la “I Amsterdam Card”. Las tarifas, billetes y abonos que se pueden activar se encuentran en la página dedicada, donde también hay información sobre billetes de tranvía y autobús.

En el metro de Ámsterdam es posible llevar bicicletas, fuera de las horas punta, por un suplemento. Las bicicletas plegables se consideran equipaje de mano y, por tanto, se pueden llevar gratuitamente en el metro.

Horarios

El metro de Ámsterdam funciona todos los días de 6.00 a 12.30 h. La frecuencia de los trayectos es de aproximadamente cada 10 minutos.

Si viajas en bicicleta, ten en cuenta las horas punta en las que las bicicletas están prohibidas: de lunes a viernes de 7.00 a 9.00 y de 16.00 a 18.30. (Los fines de semana y festivos no hay horas punta)

De 12.30 a 7 de la mañana es posible viajar en autobuses nocturnos, para los que se aplica una tarifa nocturna especial.

Estaciones

Hay cinco líneas de metro en Ámsterdam, que se extienden a lo largo de 40 km y cuentan con 59 paradas. A diferencia de estaciones de metro como las de Nápoles, Moscú o Budapest, las de Ámsterdam son bastante sobrias y no tienen ninguna decoración u ornamentación especial, a excepción de la línea M52.

La línea M52 es la más nueva y en casi todas las paradas se pueden admirar obras artísticas. Por ejemplo, en Noord está la obra de arte de aves Flyways, en Noorderpark está la escultura de mampostería 7 Gates, y en Rokin hay varias exposiciones históricas.

En casi todas las estaciones hay una taquilla que abre de lunes a viernes de 8.30 a 19.00 h, sólo las estaciones más grandes tienen una taquilla que abre también los fines de semana de 10.00 a 18.00 h.

La historia del Metro de Ámsterdam

Ámsterdam fue uno de los primeros lugares del mundo en concebir la idea de un centro sin coches. Para lograr este objetivo, se desarrollaron mucho los carriles bici, la infraestructura para bicicletas y la red de metro.

En Ámsterdam se empezó a hablar de una red de metro a principios del siglo XX, pero más tarde la Segunda Guerra Mundial y la crisis económica bloquearon la realización de estas ideas. En la posguerra, sin embargo, el crecimiento económico trajo consigo un aumento del número de coches en circulación y la ciudad de Ámsterdam, como muchas otras capitales europeas, empezó a experimentar graves problemas de tráfico.

En la capital holandesa, la construcción de la red de metro comenzó en la década de 1960, con el objetivo de reducir el número de líneas de tranvía y el tráfico de automóviles en general. El plan inicial era construir sólo cuatro líneas, seguidas de la construcción de una quinta línea en la década de 2000.

Las primeras líneas entraron en funcionamiento en 1977 y fueron las líneas 53 y 54, que circulaban entre Weesperplein-Gaasperplein y Weesperplein-Holendrech. Gracias a su moderno sistema de transporte y a los servicios de bicicletas, Ámsterdam se ha convertido en una de las metrópolis europeas que mejor ha implantado un proyecto de movilidad urbana sin coches.

Cómo ahorrar en transporte y entradas

La City Card le permite ahorrar en transporte público y/o entradas a las principales atracciones turísticas.

Ámsterdam: City Card con entradas y transporte público
Ámsterdam: City Card con entradas y transporte público
Descubre Ámsterdam con la tarjeta oficial I Amsterdam City Card. Visita gratis museos y atracciones de primera categoría, disfruta de acceso ilimitado al transporte público de Ámsterdam y de un crucero gratuito por los canales.
Comprar desde 60,00 €